Expositores de mostrador: los muebles efímeros

Los expositores de mostrador son por definición muebles efímeros. Y esto, en los tiempos en los que vivimos no es nada negativo, más bien todo lo contrario. Ahora que las modas vienen y van y que todo avanza al ritmo de las nuevas tecnologías nos hemos acostumbrado a vivir en un cambio permanente.

Ya no se compran muebles pensando en que duren y que queden para las generaciones posteriores, sino más bien primando que estos sean económicos y no nos cause problemas poder cambiarlos cada ciertos años, para darle un aire nuevo a la casa.

Y si esto ocurre en el hogar, en el mundo de la publicidad todo se acelera todavía más. El consumidor recibe tantos estímulos a lo largo del día que es fácil que acabe pareciendo inmune a los mismos, sobre todo a aquellos a los que ya está acostumbrado.

Expositores de mostrador de cartón

Pero lo que no falla nunca es la novedad. Ver algo nuevo, algo que aparece en los expositores de mostrador, o en una tienda y que no estaba la última vez hace que se mire dos veces el producto. Y para poder conseguir esto es necesario contar con expositores renovables, que se puedan cambiar fácilmente para que el aspecto de la tienda se renueve sin tener que invertir un capital en muebles nuevos.

Expositores de mostrador cartón

Estanterías y muebles de cartón, adornos publicitarios de lo más originales y expositores de cartón en los que puedes probar los productos son los reclamos más utilizados y esto responde a unas necesidades muy específicas de un mercado que vive en la constante renovación.

6 Ventajas de los expositores de cartón

Podríamos comentar muchas ventajas de los expositores de cartón sobre otros tipos de expositores y también sus grandes cualidades como elemento publicitario. Pero hemos querido resaltar estas seis que nos parecen las más importantes.

1) Ofrecen la posibilidad de poner los productos al alcance de los clientes. Una estantería de madera o metálica suele tener un peso y un tamaño que generalmente obliga a colocarla en lugares muy concretos, mientras que los muebles de cartón, con su poco peso y su gran versatilidad, pueden ponerse en todos los lugares.

Expositor sobremesa cartón

2) Facilitan los cambios. Cambiar un mobiliario permanente, incluso si no es de gran calidad, supone una inversión de dinero. Pero renovar los expositores de cartón es barato y muy fácil, sobre todo porque las grandes marcas los proporcionan gratuitamente para que sus productos estén a la vista de los clientes.

Mostrador con expositores

Por eso, utilizar este tipo de muebles efímeros para variar la distribución de la tienda, crear espacios destinados a un determinado tipo de producto o separar ambientes es una buena idea.

3) Pueden tener una doble utilidad. Muchos de estos expositores de cartón no solo contienen publicidad o muestras de productos, sino que también funcionan como zona de almacenamiento para los mismos, conteniendo en su interior los artículos para la venta. De este modo, no es necesario ir al almacén para reponer el expositor, tan solo hay que cogerlos de donde estén almacenados, generalmente la parte trasera del expositor.

Esto también le confiere una mayor estabilidad al stand, ya que se consigue que tenga un mayor peso.

tienda con expositores de mostrador y de pie

4) Son muy llamativos. Los expositores de cartón de las diferentes marcas son muy llamativos. Están pensados para atraer las miradas, con fotos de calidad y colores corporativos que en mucho caso son fácilmente reconocibles por el consumidor.

De este modo, nada más entrar en el establecimiento es fácil para el comprador detectar estas marcas, ayudando a vender mucho más. Un ejemplo lo tenemos en las farmacias, que venden mucho más los caramelos que tienen en un expositor en el mostrador que aquellos situados en las estanterías interiores, independientemente de que estén o no de oferta.

5) Se guardan en un espacio reducido. Un expositor realizado con motivo de una promoción puede reutilizarse si se trata de ofertas que se realizan cada cierto tiempo. Una de las ventajas de los realizados en cartón es que se pliegan fácilmente y casi no ocupan espacio una vez recogidos, lo que facilita que se puedan guardar para una nueva ocasión.

De este modo no solo se ahorra, también se tienen a mano en cualquier momento, sin tener que esperar a que la marca los envíe cuando comience la campaña.

Contenedor de cartón

6) Son reciclables por partida doble. Existen dos tipos de expositores de cartón. Unos son muy efímeros, ya que traen el producto y una vez que se vacía se tiran, utilizándose la siguiente caja como expositor. Otros, por el contrario, son reciclables y se rellenan con los artículos que vienen embalados en cajas más sencillas o en bolsas.

Unos y otros, una vez que acaban su vida útil, pueden ser depositados en el contendor del cartón para poder ser reciclados. Además, el cartón de los expositores procede en gran medida de materiales previamente reciclados, lo que los hace todavía más ecológicos.

¿Te ha sido útil?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *