Expositores portátiles

Los expositores portátiles están pensados para los comerciales. Ese trabajo tan complicado que consiste en tener que ir puerta por puerta o establecimiento por establecimiento vendiendo todo tipo de productos.

descarga-1

La presentación de los productos es fundamental para realizar una buena venta y por eso cada vez es más frecuente ver a un vendedor con un pequeño expositor portátil además de una Tablet, la cual es una fantástica ayuda para el comercial.

Cuando se llevan pocos productos para ofrecer o se ofrece tan solo un servicio, un expositor normal es más que suficiente, pero ¿qué ocurre cuando se necesita llevar muchos expositores diferentes? Entonces ser recurre a los llamados expositores de maletín.

Expositores portátiles de maletín

Los expositores portátiles de maletín con un clásico de los vendedores. En el maletín puede ir un catálogo, pero el mismo se convierte en un muestrario haciendo que se vea de manera ordenada y clara todo lo que se quiere vender.

images-1

Una de las versiones más sencillas es la del típico maletín que se abre en dos y que en cada lado tiene diferentes departamentos transparentes dentro de los que están las muestras a enseñar.

Otros tienen en su interior una gran cantidad de objetos ordenados en otros expositores más pequeños. Es el caso de los maletines de joyería en cuyo interior tienen expositores de anillos, de pulseras o de pendientes.

También hay expositores de productos cosméticos, pero más que un maletín ya podría calificarse como maleta, con departamentos y hasta con cajones. Son maletines muy similares a los que usan algunas esteticistas para trabajar a domicilio y en cada división tienen un tipo de producto diferente.

maletin-aluminio-con-cajones

La diferencia la marca en que al abrir cada cremallera, los productos están perfectamente ordenados en un muestrario o miniexpositor, por lo que la maleta podría considerarse un expositor de expositores, por decirlo de algún modo.

Estas maletas se utilizan también para otros productos y ventas, aunque normalmente funcionan como simples lugares de almacenamiento de productos y no como expositores, que es lo que aquí nos interesa.

Otros expositores para vendedores

Los expositores de maletín o de maleta son muy prácticos para quienes necesitan llevar el máximo de cosas en el mínimo de espacio, pero hay otros vendedores que no precisan de tanto material y le dan un poco más de importancia al diseño del expositor.

expositores portátiles

En este caso pueden incluso recurrir a los que están construidos en materiales metálicos, como son los expositores portátiles plegables, o a los modelos más sencillos realizados en simple cartón. Vamos a descubrirlos.

Expositores portátiles plegables

Son fantásticos para desplegar delante del cliente y mostrarle toda una serie de folletos o de imágenes de productos. Sin ocupar mucho espacio y sin tener que recurrir a la típica libreta, demasiado utilizada ya.

Como además se puede ver todo a un tiempo, el cliente recibe una imagen mucho más global de lo que se le está ofreciendo y puede comparar imágenes y ver diferentes páginas del catálogo sin tener que pasarlas.

expositor-portafolletos-portatil-de-metacrilato

Estos expositores se recogen y se guardan fácilmente y pueden usarse incluso en ferias, ya que pueden mantenerse abiertos ofreciendo así una gran cantidad de información al público.

Una vez que la feria termine solo hay que recoger y no ocupará más que el espacio de un maletín, por lo que será perfecto. Si además tiene dos caras, se puede colocar el doble de información o la misma pero orientada hacia dos lados para captar, por ejemplo, dos pasillos diferentes.

 

Expositores portátiles de cartón

Este tipo de expositores están pensados para dejar durante un tiempo en un sitio. Los comerciales pueden utilizarlos cuando acuden a una feria o cuando van a situarse en un comercio para realizar una promoción en el mismo.

Es el caso de las promociones que se realizan en centros comerciales donde el centro les cede una determinada zona y ellos se colocan allí para dar la información y tratar de realizar sus ventas.

Sus herramientas suelen ser folletos que, colocados en expositores, son mucho más llamativos. También pueden tener el producto a vender en los expositores o propaganda sobre el mismo si se trata de un servicio y no de un objeto en concreto.

Los expositores de cartón son delicados y aunque pueden reutilizarse muchas veces, con el paso del tiempo es normal que acaben dañándose y que haya que cambiarlos por otros, por eso son recomendables para campañas cortas.

images

Utilizar un expositor en mal estado no ofrece una buena imagen de quién lo usa ni de la marca a la que representa, por eso si se quiere realizar una campaña más larga se recomienda utilizar otro tipo de expositores como los de metacrilato.

El metacrilato se mantiene mucho más tiempo en buen estado y es ligero, aunque su precio es más elevado que el del cartón.

Expositores portátiles
¿Te ha sido útil?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *