7 trucos de marketing para escaparates

El escaparate es la herramienta de marketing más habitual en el pequeño comercio y también tiene su importancia en las grandes superficies. Existen auténticos expertos en decoración de escaparates en técnicas de marketing para estos espacios. En ellos nos hemos inspirado para estos siete trucos de marketing para escaparates que os ofrecemos a continuación.

escaparates

1) El uso de los expositores

Los expositores para escaparates son un gran reclamo para poder mostrar muchas cosas en poco espacio. Se pueden utilizar los expositores de mesa o incluso los expositores de gran tamaño, pero lo ideal es crear expositores específicos para esta zona de la tienda, que muestren los productos de una forma atractiva y a juego con el espíritu de la tienda.

Se pueden encargar expositores permanentes, que hagan la función del mobiliario del escaparate y que suelen estar realizados en materiales resistentes, o expositores para campañas concretas que son generalmente expositores de cartón con una vida corta.

2) Utiliza los vinilos para crear historias

Los vinilos para escaparates son otro de los trucos que mejor funcionan para su decoración. No se trata tan solo de anunciar ofertas, rebajas o descuentos, algo que también se puede hacer y que tiene su importancia, sino de crear historias o ambientes. Por ejemplo, para fechas muy concretas como puede ser el verano, creando un ambiente de playa, de relax y de vacaciones que, resultará muy atractivo para el comprador.

Se utilizan especialmente en fechas como Navidad, San Valentín y el Día de la Madre, pero sus usos pueden ser muy variados.

3) Cambia el escaparate cada dos meses

Uno de los trucos que siempre dan los expertos en marketing y escaparatismo es que, un escaparate caduca a los dos meses. Este es el plazo máximo de tiempo que debe de estar expuesto, ya que a partir de aquí habrán perdido su gancho. Siempre que sea posible hay que cambiar los escaparates con más frecuencia, pero este plazo sería algo así como el punto clave para saber que ha llegado el momento de hacer un cambio.

Cuanta más gente pasa por el lugar en el que está el escaparate, más frecuentemente debería de cambiarse para seguir llamando la atención.

4) Escaparates minimalistas para comercios de lujo

Hay ciertos estilos de escaparate que transmiten al posible comprador una idea concreta sobre lo que van a encontrar en el interior. Las tiendas de lujo suelen apostar por escaparates muy minimalistas, incluso algo fríos, en los que los protagonistas son dos o tres productos muy concretos. En algunos casos, ha habido marcas que incluso han apostado por una sola prenda o un único complemento en el escaparate.

Por supuesto, los precios jamás estarán a la vista porque se supone que quién compra en este tipo de tiendas no tiene que preocuparse por esos detalles.

5) Escaparates muy representativos

El escaparate debe de ser representativo de lo que hay en el interior de la tienda. Si estamos ante una tienda de productos de lujo, no encajaría nada ver ofertas en el escaparate, igual que si es una tienda de precios económicos, no queda bien un escaparate excesivamente minimalista o frío que, como hemos visto, da al cliente la sensación de estar ante productos de grandes marcas.

En las tiendas que tienen un poco de todo, como papelerías o bazares, el escaparate es importante para mostrar al cliente no todo lo que hay en el interior, pero sí para transmitirle la sensación de que puede haber lo que está buscando.

6) Crea varios niveles de altura

Dicen los expertos en marketing que lo que más se vende es lo que está a la altura de los ojos. Por tanto, crear un escaparate con varias alturas puede ser muy interesante, así, lo que más se quiera destacar, estaría en la altura central pero habría otros objetos en los niveles superiores e inferiores que también podrían llamar la atención tras el primer vistazo.

Un buen diseño de escaparate permite poner muchos objetos sin tener que verse abarrotado o con las cosas muy amontonadas. En Promoción PLV, hemos realizado muchos proyectos y sabemos que las alturas importan en el poder de decisión del cliente.

7) Una oferta cebo

Las ofertas cebo son una forma muy buena de marketing. Consiste en poner en el escaparate, en un lugar señalado y muy visible, algo a un precio muy llamativo. Esto hará que muchas personas entren para interesarse por el artículo de oferta y, de paso, puedan ver el resto de lo que se ofrece en la tienda.

Es importante que el cebo sea real, no vale colocar un jersey a precio de ganga y que luego solo haya una talla o excesivamente grande o excesivamente pequeña. El cliente no puede irse con la sensación de haber sido engañado o defraudado, así que lo ideal es que la oferta sea algo a buen precio y de lo que haya bastante stock.

7 trucos de marketing para escaparates
5 (100%) 1 vote

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *