Expositores para mascarillas

Las mascarillas van a estar durante un tiempo con nosotros y los expositores para mascarillas ya comienzan a ser una constante. Los vemos en los mostradores de todas las farmacias, pero no solo allí, también los encontramos en todo tipo de comercios, desde los de ropa de moda hasta en librerías.

Todo el mundo las compra, tanto las de tela como las desechables o las lavables realizadas en diferentes materiales. Competir con otros fabricantes es cuestión, como siempre, de conseguir captar la atención del cliente y el expositor es el reclamo más eficaz para lograrlo.

Mascarillas de un solo uso

Las mascarillas de un solo uso, tanto las higiénicas como las quirúrgicas, son de las más utilizadas. Son económicas, pero aun así el precio es un factor decisivo ya que al durar tan solo cuatro horas, hay que cambiarlas con mucha frecuencia. Por tanto, si las mascarillas tienen un precio especialmente competitivo, habrá que destacarlo mucho en el expositor para mascarillas porque atraerá al posible comprador.

Además del precio pueden destacarse otras cualidades que puedan resultar interesantes, por ejemplo si hay una talla especial para niños. Los niños tienen que llevar mascarilla durante muchas horas al día y hacerlo con una que es demasiado grande para ellos resulta particularmente incómodo. No todas las marcas fabrican mascarillas para ellos por eso, si es el caso, destacarlo puede ser un punto a favor muy importante.

También es importante destacar su porcentaje de filtrado. Y es que lo que poca gente sabe es que hay tres tipos de mascarillas quirúrgicas que se diferencian, esencialmente, por su porcentaje de filtración bacteriana ya que todas tienen la misma protección vírica. Las de tipo I tienen un porcentaje de un >93% mientras que las de tipo II tienen > 98%. Nos encontramos a mayores las de tipo IIR que también protegen ligeramente de las salpicaduras, concretamente un < 16%.

masca

Destacar las cualidades que puedan tener a mayores de las de tipo I las mascarillas puede ser un buen reclamo ya que se estará ofreciendo un plus en protección que siempre es de agradecer, especialmente si el precio no es más elevado.

Expositores para mascarillas lavables

Las mascarillas lavables son mascarillas elaboradas en diferentes materiales que permiten poder lavar la mascarilla tanto en la lavadora como debajo del chorro de agua caliente que sale del grifo. Cuentan con un número de lavados determinado que se suele destacar en el expositor, ya que es uno de los principales atractivos para el cliente.

Se diferencian de las mascarilla de moda, que vamos a ver a continuación, en su diseño. Se trata de mascarillas que imitan en su forma a las quirúrgicas o incluso a las FFP2 pero que tienen varios usos. Normalmente, son higiénicas o quirúrgicas y esta característica también debe de destacarse en el expositor.

Las mascarillas lavables son una alternativa más ecológica que las mascarillas de un solo uso y esta circunstancia también puede destacarse ya que atraerá a todas aquellas personas a las que les preocupan las consecuencias que tantas mascarillas de un solo uso puedan tener en el medio ambiente que nos rodea.

Expositores para mascarillas de moda

Por mascarillas de moda entendemos todas aquellas que están realizadas en tela y que tienen diferentes estampados y dibujos. Las hay para niños y para adultos y permiten combinar la mascarilla con la ropa o darle un toque desenfadado o de estilo a lo que ya se ha convertido en un complemento habitual para todos nosotros.

Los expositores para mascarillas divertidas deben de ser llamativos y reflejar los diferentes modelos que ofrecen. Pueden mostrar fotos con un modelo con la mascarilla puesta para que se pueda ver bien la forma de la misma y cómo queda en el rostro.

Si se trata de mascarillas que tienen alguna homologación, también debe de destacarse en el expositor porque es algo que los clientes buscan y que es menos frecuente en las mascarillas de moda que en otro tipo de modelos.

Otro factor a destacar es el hecho de que puedan llevar un filtro que ofrezca una protección a mayores. Estos filtros pueden venderse en paquetes por separado y se introducen en un bolsillo interior de la mascarilla. Señalar que existe la posibilidad de colocar filtro será un elemento de valor para este artículo y, por tanto, debe de figurar en el expositor para mascarillas.

Estas mascarillas pueden venderse junto con otros complementos, como los cordones para sujetarlas o las cintas de plástico para evitar que las gomas nos hagan daño detrás de las orejas. Todo conjuntado en diferentes colores y con opciones para toda la familia, desde modelos lisos en los tonos de moda hasta los más gamberros y simpáticos.

Los expositores para mascarillas pueden ser de diferentes tipos y tamaños, pero no pueden faltar ya en ningún tipo de establecimiento, así que aprovecha y destaca tu producto para aumentar las ventas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *